Me voy. Emilio Cabral

Ya me harte, me voy, te abandono y me olvidó de ti, siempre es lo mismo, amarte hasta hacer úlceras, desearte hasta romper mis dientes, pensarte hasta olvidar mi nombre, pero ya me canse. No, yo no espero nada a cambio y es más, das más de lo que necesito para decirte que te amo, pero estoy harto de decir tu nombre y que me tiemble la voz, de verte y que hagas añicos mis agallas, de sentirte y perder el aliento y de besarte y querer quedarme, de olvidarme que estoy harto del amor, de ese por el que daría mi vida, que duele pero te sonsaca, como una droga que necesitas, me harte de verte cada mañana con esa sonrisa que me vuelve un niño pero a la vez que me hace olvidar que soy humano y me vuelve invencible, que reseca mis ojos porque no hay lágrimas, que hace sentir la calma porque no hay problemas, me hace sentir que te amo sin pensarlo y sin embargo me voy, para olvidarme de ti, de que alguna vez te amé, de que alguna vez me fui, que nunca estuve ahí, para no tener que llorar cuando te tengas que ir.

 

Emilio Cabral.